. Los viajes de Hector y Yolanda Los viajes de Hector y Yolanda: Asia 2019-Indonesia-Isla de Bali-Qué ver en Bali, Este de Ubud, Lempuyang, Tirta Gangga, Goa Lawah y Tegenungan Waterfalls-Parte 15

lunes, 20 de abril de 2020

Asia 2019-Indonesia-Isla de Bali-Qué ver en Bali, Este de Ubud, Lempuyang, Tirta Gangga, Goa Lawah y Tegenungan Waterfalls-Parte 15

Llevábamos dos días ya en la Isla de Bali, después de haber visitado el centro y Este de la Isla de Java y un pequeño trozo de la Isla de Borneo.

Mapa de Indonesia y de Bali.
¿Dónde está Bali?
Hoy tocaba madrugar mucho, pues a las 5 de la mañana partíamos hacia uno de los templos más visitado y más famoso de Bali, sobretodo en los últimos años y gracias a Instagram.

Mapa turístico de Bali.
Mapa turístico de Bali.
La razón por la que teníamos que madrugar tanto es además de la distancia, a unos 65km de Ubud (dos horas de coche) y 40 km del Templo Madre, por las largas colas que se forman para lograr la ansiada foto que luego os muestro.

Templo Lempuyang Luhur, Isla de Bali, Indonesia.
Templo Lempuyang Luhur.
Estoy hablando del Templo Lempuyang o Templo Lempuyang Luhur en Karangasem, un lugar sagrado que los balineses deben visitar una vez cada diez años, dedicado al Dios de la Paz, tal y como se advierte en su nombre que significa “Luz Sagrada”.

Templo Lempuyang Luhur, Isla de Bali, Indonesia.
Como en todos los templos, obligado el sarong.
Aunque está compuesto por siete templos, nosotros, al igual que la mayoría de turistas, sólo visitamos el primero, ya que  ya que ver todo el conjunto requiere unas 4 horas, más la espera si queréis la foto de rigor, teniendo que desplazaros de templo a templo en moto o andar bastante.

Templo Lempuyang Luhur, Isla de Bali, Indonesia.
El templo más visitado no es muy grande.
El templo más alejado, es el más alto, y hay que subir 1700 escalones para llegar arriba, aunque dicen que las vistas desde la cima son impresionantes, el día estaba nublado y eso, y el número de escaleras, nos convencieron para no ir.

Estamos ante uno de los templos más antiguos de la isla, del s.X, construido a 1.175 metros sobre el nivel del mar, en la cima del Monte Lempuyang, el más alto de toda la isla.

Templo Lempuyang Luhur, Isla de Bali, Indonesia.
El punto más alto de Bali, Volcán Agung.
El punto más alto de Bali, es el Volcán Agung, con 3.142 metros, un volcán activo y si tenéis más suerte que nosotros, lo veréis tras las llamada Puerta al Cielo de Bali o Candi Bentar.

Templo Lempuyang Luhur, Isla de Bali, Indonesia.
Puerta al Cielo de Bali o Candi Bentar.

Pues esto, la Puerta al Cielo de Bali o Candi Bentar, es lo que hace que miles de turistas vengan hasta aquí, de hecho, pese a ser las 7 y media de la mañana, tuvimos que hacer 2 horas de cola para sacarnos la ansiada foto, que, dicho sea de paso es falsa, un fake.

Templo Lempuyang Luhur, Isla de Bali, Indonesia.
La foto con trucos.
La puerta, de unos cuatro metros de altura, es el marco perfecto para el volcán Agung, ya que queda justo en el medio, pero las nubes no estaban de nuestro lado.

Templo Lempuyang Luhur, Isla de Bali, Indonesia.
La foto sin trucos.
La razón por la que la foto es falsa es muy simple, el reflejo de la foto no es de un lago, piscina o agua alguna, está hecho con un espejo situado estratégicamente bajo el objetivo del móvil, y aunque la foto queda muy bonita, de saber que teníamos que esperar más de dos horas para hacerla, no hubiéramos venido hasta aquí, ya que son dos horas de camino también, y, en teoría, al madrugar, no nos íbamos a encontrar tanta gente.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Tirta Gangga, Palacio del Agua.
De todas formas, pasado el mal trago de las colas, estamos contentos de haber vivido la experiencia y del resultado de las "trampas", así que no me atrevería ni a aconsejar ni a desaconsejar la visita...esto lo dejo en vuestras manos...

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Hay muchos rincones preciosos.
Una de las razones que pueden haceros ganas de venir hasta aquí es nuestra siguiente visita, Tirta Gangga, a sólo 10 km o 20 minutos en coche de Pura Lempuyang.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Nosotros lo pillamos bastante lleno.
Quizás uno de los lugares más divertidos si vais a Viajar a Bali con niños, dado que los estanques están llenos de peces (carpas koi) y podéis comprar bolsas con comida para alimentarlos.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
La planta favorita de Yolanda.
Tirta Gangga es un antiguo palacio real con el nombre del río sagrado Ganges en el hinduismo, construidas en el año 1948 para el Rey de Karangasem, de ahí que también se lo conozca como las Piscinas del Rey.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Qué colores más vivos.
De modo que, como no es un templo, no hay que entrar con sarong o pareo, más bien, yo diría que son unos jardines, donde se mezcla la arquitectura balinesa y china con un diseño bastante elegante.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Fuente de 11 niveles con estatuas de dioses.
Los terrenos de este jardín acuático (1,2 ha.) están compuestos por tres complejos, separados por estanques y muchas esculturas. En el nivel más bajo hay dos grandes estanques y una fuente de 11 niveles con estatuas de los dioses salpicadas sobre el agua; en el segundo complejo del palacio del agua están las piscinas; y en el tercero está el complejo principal que actualmente es un restaurante y cuatro bungalows que se alquilan a turistas.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
A los niños les encantó.
La piscina principal, el gran reclamo, presenta un camino de baldosas que nos permite transitar sobre el agua, pero a nosotros nos tocaron delante un par de chinas muy desagradables que estaban haciéndose decenas de fotos y selfies cada minuto como si fueran las únicas personas que allí había, y algo que nos hubiera costado diez minutos como máximo, se convirtió en 25 minutos esperando a las susodichas.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Un paraíso para instagramers.
Exceptuando la mala educación de estas adictas a Instagram, he de decir que este sitio tiene cientos de rincones, estatuas, plantas, etc para volver loco a cualquier amante de la fotografía.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Todo el mundo se agolpa en la piscina principal.
Como curiosidad os contaré que este "palacio" fue parcialmente destruido por la erupción del volcán Agung en 1963, aunque fue reconstruido, renovado y reabierto para las visitas años más tarde de manera fiel.

Tirta Gangga, Palacio del Agua. Isla de Bali, Indonesia.
Estas estatuas nos encantan.
Tras un buen rato disfrutando por allí, volvimos al coche, y recorrimos los 36 kilómetros que nos separaban de nuestro siguiente visita en poco más de una hora, aunque a eso hay que sumarle el tiempo invertido en comer, que nos costaba entre 20 y 25 euros cada comida, aunque hay restaurantes mucho más caros.

Pura Goa Lawah, Isla de Bali, Indonesia.
Pura Goa Lawah.
Después de comer llegamos a uno de los templos que menos nos gustó, la cueva de los murciélagos Pura Goa Lawah, pero no vinimos hasta aquí por su belleza, más bien estaba en la ruta, y por eso Agus (+62 857 3941 2174) lo incluyó en la ruta.

Pura Goa Lawah, Isla de Bali, Indonesia.
Encontramos muy pocos turistas.
Los niños se habían dormido, lógico después del madrugón y tras la comida, así que nuestro driver se quedó con ellos mientras nosotros, con nuestros sarongs puestos, nos dedicamos a visitar el templo, aunque seguramente fue nuestra visita más rápida de todo Bali.

Pura Goa Lawah, Isla de Bali, Indonesia.
El templo es pequeño y se ve muy rápido.
Construido en el s. XI alrededor de una cueva habitada por murciélagos de néctar, Pura Goa Lawah es uno de los lugares más importantes para la cultura de Bali, sobretodo en los rituales relacionados con la vida después de la muerte, ya que todos los muertos son llevados aquí.

Pura Goa Lawah, Isla de Bali, Indonesia.
¿Veis los cientos de murciélagos agolpados en el techo de la cueva?
Según la leyenda, esta cueva ubicada detrás del templo principal, es refugio de la gran Naga Grada Basuki, un personaje mitológico encargado de mantener la buena sintonía entre los dioses buenos y malos. La leyenda también narra la existencia de un túnel que conecta la cueva con el Volcán Agung y el Sagrado Templo Madre o Pura Besakih.

Cascadas Tegenungan o Tegenungan Waterfalls, Isla de Bali, Indonesia.
Cascadas Tegenungan desde el mirador.
Nuestra última visita del día fueron las Cascadas Tegenungan o Tegenungan Waterfalls a una hora de camino en coche, unos 36 kilómetros en dirección a Ubud.

Cascadas Tegenungan o Tegenungan Waterfalls, Isla de Bali, Indonesia.
Qué foto más chula.
Justo frente al aparcamiento está la caseta para sacar los tickets, bastante económicos, como todos los de la isla, pero que año a año van subiendo bastante y en unos años ya serán bastante caros. También allí tenéis varios restaurantes, tiendas de souvenirs y hasta vestuarios (pagando, claro).

Cascadas Tegenungan o Tegenungan Waterfalls, Isla de Bali, Indonesia.
La cascada es preciosa.
Antes de llegar a las interminables escaleras que os llevarán hasta la cascada, hay un pequeño mirador desde donde se veía toda la caída de la cascada, en un enclave natural muy exótico, rodeada de vegetación.

Cascadas Tegenungan o Tegenungan Waterfalls, Isla de Bali, Indonesia.
Los niños y yo nos bañamos en sus frías aguas.
Hay un montón de escaleras que luego tendrás que subir, pero merece la pena. Además está permitido el baño así que, como llevábamos los bañadores y las toallas no lo dudamos ni un minuto.

Masaje balines en Ubud.
Un masaje antes de terminar el día.
Finalmente llegamos a Ubud, donde nos volvimos a premiar con unos masajes balineses de una hora de duración que nos dejaron como nuevos antes de volver a nuestro alojamiento a bañarnos en la piscina y descansar.

5 Comments:

Víctor said...

¡Qué grandes recuerdos de Bali! Gracias por compartir este diario y transportarnos de nuevo a la isla de los dioses, aunque por lo que veo la masificación de la isla aún va a peor... ¡Saludos! :)

Unknown said...

Bali es una maravilla de isla. No la falta de nada. Arrozales, selva, playa ¡¡y esos preciosos templos que nos habéis mostrado en el post!! Tengo una pregunta sobre la famosa "puerta del cielo". Y si no quieres la foto trucada ¿también tienes que esperar? ¿Quién pone es espejito? Porque mucho me temo que alguien debe haber allí que se esta haciendo de oro con la dichosa foto. Desde luego, yo no hubiera esperado por una foto. Como bien dices, dos horas cuando se está de viaje son muchas horas que se pueden invertir en otras actividades.
Un saludo

Los Viajes de Héctor said...

Sí, has de esperar sí o sí, y de las fotos se encargan allí mismo sin pagar un extra.

Hay mucha gente en la isla, y además los turistas, así que sí, súper población.

Maria said...

Qué experiencia más chula, y qué final de día más relajante.
Las verdad es que una vez allí, yo también hubiera hecho la cola para conseguir la tan ansiada foto. ¿Piensas que hay otras horas en las que no haya tanta gente? La verdad es que las fotos son muy chulas, pero veo cantidad de gente por todos los sitios...
En cuanto a las actividades, me encanta la de la cascada, y cómo no, la del masaje al final del día.

Gracias por todos los consejos, nos encantaría viajar a Indonesia en cuanto todo esto pase.

Un abrazo, familieta.

Los Viajes de Héctor said...

Hola María, creo que Lempuyang está repleto siempre...a no ser que estés media hora antes de abrir allí, que entonces no habrá casi nadie...

Indonesia es un país brutal, pero algo incómodo en cuanto a los desplazamientos, ya que las distancias son enormes (excepto en Bali, que pese a ser cortas en km son largas en tiempo).