. Los viajes de Hector y Yolanda Los viajes de Hector y Yolanda: Roadtrip por Islandia-Qué ver en el Norte de Islandia (III), Lago Mývatn-Parte 14

lunes, 24 de mayo de 2021

Roadtrip por Islandia-Qué ver en el Norte de Islandia (III), Lago Mývatn-Parte 14

Después de despertarnos, asearnos y desayunar continuamos con las visitas a los lugares turísticos e interesantes de los alrededores del Lago Mývatn, ya que el día anterior llegamos a la hora de comer y para conocer la zona se requiere o bien un día completo madrugando mucho y terminando las visitas tarde (en verano que hay mucha luz, en invierno imposible), o dos días para ir con más calma o si no son completos.

Mapa turístico del Lago Mývatn.
Mapa turístico del Lago Mývatn.

Lo primero que hicimos fue la subida al cráter de Hverfjall y la razón es bastante lógica, era el punto más cercano a nuestro alojamiento, tan sólo 5 minutos en coche.

El cráter Hverfjall, Islandia, Iceland.
El cráter Hverfjall es de arena volcánica negra.

Hverfjall es un cráter de tefra (arena volcánica) negra de 1 km de diámetro y 140 metros de profundidad cuya gracia consiste en subir por la senda visible hasta lo más alto del mismo para tener unas vistas del lago Mývatn y alrededores muy interesante.

El cráter Hverfjall, Islandia, Iceland.
El Lago Mývatn desde el cráter Hverfjall.

Fue formado hace alrededor de 2.700 años tras una gran erupción volcánica que lo dejo en los 452 metros de altura de la actualidad y a su cráter casi simétrico se puede acceder por más e un sendero.

El cráter Hverfjall, Islandia, Iceland.
Se nota que es una zona volcánica.

Aunque se puede dar una vuelta al cráter, no estábamos con ganas, ni fuerzas, así que nos conformamos con ver su interior y las vistas de los alrededores.

El cráter Hverfjall, Islandia, Iceland.
Interior del cráter Hverfjall.

Si miráis hacia el oeste tendréis el lago Mývatn con sus islotes y minicráteres; en el norte montañas ocres, como Námafjall en la zona de Hverir, las fumarolas de Bjarnarflag y los Jarðböðin við Mývatn; al sur están los campos de lava de Dimmuborgir destacando entre el verde, con las montañas de Sellandafjall y Bláfjall al fondo, esta última con forma de tarta y, cómo no, las vistas del interior del cráter, negro, con un montículo en el centro.

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.

A otros 5 minutos en coche, aunque también se puede llegar a pie por una ruta, está Dimmuborgir, los tenebrosos castillos de lava.

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
Cómo se formaron estos campos de lava.

Tras dejar el coche en el parking de Dimmuborgir (Dimmu significa oscuridad y Borgir fortaleza, por lo que su traducción sería más o menos castillos oscuros), entramos en el recinto y nos informamos de qué sendero usar y cómo se formaron estos "campos de lava" en los paneles informativos.

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
Mapa de las diferentes rutas.

Escogimos el sendero más popular, el Circuito de la Iglesia, de 2.3 kilómetros, que cuesta más o menos una hora disfrutando de un paisaje increíble, rodeados de formaciones de lava con las formas más atrevidas. Es el circuito rojo de la foto, aunque el aparcamiento está en el azul fuerte, por lo que empezamos en el azul oscuro hasta llegar al amarillo y rojo, para luego ir en busca del verde y bajar de nuevo hasta el azul oscuro. 

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
Los caminos están esfaltados.

Este enorme y fascinante campo de lava de Dimmuborgir es uno de los más impresionantes de Islandia, formados tras una erupción de los cráteres de Prengslaborgir y Lúdentarborgir de hace alrededor de 2.000 años. 

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
¿Veis a mi familia allí abajo en el camino?

La lava se acumuló formando un lago ardiente de unos 2 kilómetros de diámetro, el cual, a medida que se enfriaba la superficie se solidificó y con ayuda de geysers empezó a formar las columnas, crestas y cavernas que hacen de este campo de lava una curiosa experiencia visual.

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
Una de las formaciones más famosas de Dimmuborgir.

Los antiguos islandeses pensaron que Dimmuborgir conectaba la tierra con el infierno, y las leyendas cuentan que éste era el lugar de residencia de duendes y gnomos, donde viven los 13 Yule Lads, o papa noeles islandeses.

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
Campos de lava Dimmuborgir con el cráter Hverfjall.

Es una lástima no poder haber estado más tiempo y recorrer todos los caminos y senderos posibles porque es una auténtica pasada.

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
La iglesia es el edificio más famoso.

La formación más importante o espectacular de Dimmuborgir es, con permiso del agujero que habéis visto en la foto de arriba, es la Iglesia, una cueva con dos entradas en la que se puede subir a lo más alto para obtener unas vistas de los campos de lava de 360 grados.

Campos de lava Dimmuborgir, Islandia, Iceland.
Vistas de los campos de Dimmuborgir.

Antes de volver a la furgoneta subimos a un montículo que hay en el mismo aparcamiento desde donde también hay unas vistas de los campos de lava de Dimmuborgir realmente preciosa.

Höfdi, Lago Mývatn, Islandia, Iceland.
Höfdi, Lago Mývatn, Islandia, Iceland.

También cerca está Kálfaströnd, los pilares de lava que emergen del agua en la zona de Höfdi

Höfdi, Lago Mývatn, Islandia, Iceland.
Pocas zonas boscosas y con árboles hay en Islandia.

Aunque la zona posee multitud de senderos, nosotros invertimos alrededor de 1 hora más o menos para tener una mínima perspectiva y ver cómo la increíble la vegetación se combina con la lava y el agua en silencio. Quizás sea lo más prescindible de la zona.

Skútustaðagígar y Stakhólstjörn, Lago Mývatn, Islandia, Iceland.
Skútustaðagígar y Stakhólstjörn, Lago Mývatn.

Como todo en el Lago Mývatn, nuestra siguiente parada estaba a menos de 10 minutos de coche. Los minicráteres o pseudocráteres, también llamados Skútustaðagígar, fueron creados por la “explosión” de aguas subterráneas calentadas en exceso por la lava de algún volcán, de forma que los gases que se generaban resultado de ese calentamiento acababan saliendo pegando un gran petardazo.

Skútustaðagígar y Stakhólstjörn, Lago Mývatn, Islandia, Iceland.
Los pseudocráteres de ven bastante rápido.

Estos pseudocráteres formaron un estanque llamado Stakhólstjörn y que es Monumento Natural Nacional famoso por la gran cantidad de aves que anidan en sus alrededores.

Skútustaðagígar y Stakhólstjörn, Lago Mývatn, Islandia, Iceland.
Hay un sendero por el que se debe ir.

Tanto el estanque natural y los pseudocráteres que lo rodean están en el pequeño pueblo Skútustaðir. 

Skútustaðagígar y Stakhólstjörn, Lago Mývatn, Islandia, Iceland.
Qué zona más guapa.

Tras aparcar andamos explorando los cráteres desde la distancia, no sobre ellos, para verlos mejor, aunque con un par que veáis, ya os podéis dar por satisfechos. 

Cascada Godafoss, Islandia, Iceland.
Godafoss es realmente preciosa.

Pese a que había leído que desde Vindbelgjarfjall se obtienen las mejores vistas de  Mývatn, decidimos no hacer el trekking de casi 5 km (ida y vuelta) decidimos no subir allí y seguir con nuestra ruta hacia Godafoss.

Cascada Godafoss, Islandia, Iceland.
Cascada Godafoss, Islandia, Iceland.

Godafoss, conocida como la “cascada de los dioses”, es una de las cascadas más bonita que he visto nunca, no por ser la más grande, ni la más alta, ni la más caudalosa, por ser la más elegante y señorial de todas, quizás por su llamativa forma semicircular que hace que la cascada sea tan fotogénica.

Cascada Godafoss, Islandia, Iceland.
Godafoss desde el otro lado de la carretera. 

Como en el caso de Dettifoss, la cascada se puede ver desde los dos lados, así que si tenéis tiempo lo ideal es coger el coche de alquiler y entrar por el lado contrario, aunque el acceso está más escondido. Para ello tenéis que coger el sendero que hay frente a la guesthouse amarilla, al lado de la tienda de souvenirs (aprovechad porque tienen un montón de cosas y no hay tantos lugares donde comprar recuerdos en Islandia). Creo que desde aquí tenéis las mejores vistas de la cascada Godafoss. 

Cascada Godafoss, Islandia, Iceland.
Una de las cascadas más bonitas de Islandia.

Está rodeada de vegetación frondosa, con caídas de agua caudalosas y de bastante fuerza, 12 metros de altura y 30 metros de ancha. Este agua del río Skjálfandafljót procede de un glaciar, por eso tiene ese color aguamarina, como un verde azulado transparente muy llamativo

Cascada Godafoss, Islandia, Iceland.
Desde este lado se puede bajar...

La cascada está muy próxima a la Ring road, así que aunque tengáis poco tiempo se ve bastante rápido. En el amplio parking,a menos de 10 minutos a pie de la cascada, hay restaurante y minigasolinera.

Cascada Godafoss, Islandia, Iceland.
...a pie de cascada.

Hay también una leyenda sobre el origen de nombre de Godafoss, que significa «la cascada de los dioses»: en el año 1000, el jefe de uno de los clanes islandeses, llamado Þorgeir Ljósvetningagoði, era miembro del parlamento de Islandia o Althingi. Como tal, tenía ante sí la tarea de solucionar las crecientes disputas entre los cristianos y los que aún veneraban a los antiguos dioses nórdicos.

Arcoíris completo de 180º.
Arcoíris completo de 180º.

Después de esta visita nos dirigimos al Norte, a Húsavík, y a medio camino nos encontramos con este precioso arcoíris completo, de 180º.

3 Comments:

Jordi said...

Dentro de lo que es Islandia, que ya e ocasiones te da la sensación que te encuentras en un mundo aparte, la verdad es que el lago Myvatn y sus alrededores, parece un mundo aparte.
Quizá fue la zona de Islandia donde más a menudo recuerda la fuerza telúrica y lo vivo que está el subsuelo. Y, además, los paisajes resultan de lo más variados.
Estos cráteres, como el del Hverfjall, los castillo de lava de Dimmuborgir o esos pseodocráteres que forman el Stakhólstjörn me parecieron una maravilla. Creo que nosotros terminamos aquella jornada en nature bath myvatn, que son semejantes a los del sur, pero algo menos manidos y más baratos. O así era hace unos pocos años.

Unknown said...

Sorprendente cada nueva etapa de vuestro viaje a Islandia. Esos cráteres y cascadas son sin duda una seña de identidad del país. ¿Pero sabes lo que más me ha sorprendido? Esas flores amarillas y esos bosques. Veo muchas fotos en IG de Islandia, y siempre es agua agua y agua. Por eso la grata sorpresa de conocer otras cosa de este singular país. Un saludo. Kris

Los Viajes de Héctor said...

Jordi, coincido contigo, el lago Myvatn (sus alrededores más bien) parece de otro mundo y los Baños Nature Bath Myvatn son, para mi, los mejores de Islandia.

Kris, Islandfia en mucho más que cascadas, es un país que atrapa a todo el que visita...yo no me imaginaba cuánto hasta que fui.